lunes, 16 de enero de 2017

Gracias, amores



Hace casi cinco años que abrí este blog casi por casualidad, básicamente con la idea de contar mis pinitos como madre agotada de una pelirroja loca y ahorrarme en psicólogos los que me iba a tener que gastar en antiojeras. Sinceramente, no tenía más expectativas que escribir y que enganchar con suerte a cuatro o cinco amigos benévolos y temerosos de dios, que me leyeran y compartieran sus experiencias con el negocio de la crianza y, el anexo de estrés añadido que trae, y pudiéramos echar unas risas 2.0. 

Pero el blog creció y cada día tuvo más y más seguidores y casi sin darnos cuenta llegamos hasta los más de 5.000 lectores diarios que abrían estas páginas desde los rincones más recónditos del mundo. Una pasada. Una verdadera pasada. 

Así, primero cada día y luego cada semana, compartí parte de mi vida con vosotros y fuisteis testigos de cómo mi vida, y también la vuestra iba cambiando: la pelirroja crecía, cambié de curro, me apunté y me desapunté al gimnasio como cinco veces, hice siete dietas infructíferas, cambié los muebles del salón y aumentamos la familia con un hermanísimo que al igual que su hermana, se debate entre ser una monería y un demonio del inframundo. 

Pasamos agotadoras semanas santas, las no siempre divinas vacaciones, las estresantes vueltas al cole, el temido paso de la guardería a infantil, la operación pañal fuera, el embarazo y sus achaques, las bonitas navidades, los nervios de los Reyes, el primer Ratoncito Pérez y prácticamente todo lo concerniente a la maternidad desde la distancia y compartiendo anécdotas hasta para criticar a las suegras y reírnos un rato.

Desde 2012 que se abrió, este blog me ha dado muchas alegrías y no sólo por su éxito o porque me diera la oportunidad de escribir un libro, sino por conoceros a todas, por vuestros comentarios llenos de humor y de cariño, las que me decís que esperáis los lunes con ganas por leer estas líneas, las que contáis vuestras anécdotas, las que compartís vuestro tiempo leyendo, las que me escribís emails contándome vuestras cosas y las que os molestáis en comentar en el blog, en Facebook y en dar likes en instagram a pesar de mi mala cara y de que ya apenas tenga tiempo de contestaros. A todas gracias. Muchas gracias. A lot of gracias.

Sin embargo, como imagino que comprenderéis como madres agotadas que sois, no me da la vida. Lo intento, pero no me da. Y con esto de la bimaternidad, el curro, las clases de inglés, las extraescolares, el logopeda, la casa, los deberes y el bilingüismo escolar, no es que no tenga tiempo ni para depilarme las cejas  -si me vierais ahora mismo entenderíais que no es una manera de hablar- es que no tengo tiempo de vivir. Y no se puede vivir con tanto estrés. Así que no me queda otra que ganar de tiempo de donde pueda y por tanto, de hacer un parón en el blog de por lo menos seis mesecitos o un año o lo que haga falta para poder llevar a buen puerto a esta familia de locos que al contrario de lo que parece, a medida de cumplen años cada vez necesitan más.

No es un adiós, amores míos. En absoluto. Pienso volver en cuanto la vida me dé una tregua o me toque el Euromillón y pueda dedicarme a escribir y a comer Nutella y entonces, ojalá pueda encontraros otra vez al otro lado de este ordenador. Os echaré mucho de menos, aunque espero seguir viéndoos por las redes sociales o por los bares. ‘Sus quiero mussho’, que sepáis que me habéis hecho muy feliz estos años y que os llevo en este corazón de madre estresada que hoy se ha roto un poquito.

¡Sed felices!

46 comentarios:

  1. Nooooooooooooooooooooooooo, Con lo bien que me sentaba empezar la semana con unas risas.
    Te voy a echar muchisimooooooo de menos, vuelve pronto.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Nooooo flooorrrrr!!!! Tu eras mi salvación semanal de mi locura trimaternal, mira que en mis peores días, me leia enterito tu blog y se me pasaba el nudo �� te extrañare muchisiiiiiiimo. Saludos de México

    ResponderEliminar
  3. Hoy es el día más triste del año y encima esto, ahora todos los Lunes lo serán :( vuelve pronto!

    ResponderEliminar
  4. Aquí estaremos esperando, aunque me pasa como a todas que eres lo mejor del desayuno del lunes y con lo que me animaba a mirar hacia delante otra semana de locura maternal. Pero entiendo perfectamente qnecesites tiempo para ti y los tuyos. Gracias por todos estos años de tanta locura y risa maternal aunque yo siempre lo haya hecho de forma anónima. Te echaremos de menos.

    ResponderEliminar
  5. Llevo años leyéndote, antes todos los días, y desde que lo haces los lunes estaba deseando que llegara el momento para leerte...Te voy a echar muchísimo de menos...yo soy la que estuve en Málaga hace unos meses y te buscaba por las calles deseando encontrarte (buscaba dos pelirrojos) para decirte lo feliz me has hecho tantas veces...lágrimas de risa me has hecho saltar mil veces...Muchas gracias de corazón Flor!!!!!

    ResponderEliminar
  6. Hola Flor!! Te entiendo perfectamente...pero también te digo que te voy a echar mucho de menos. Sin haberte visto nunca, estos ratos contigo a través del blog...pues eso, que todas hemos crecido contigo.La de risas que me has sacado...y la de lágrimas que me has ahorrado...Puede sonar...pero a veces las cosas son así y punto. Gracias a ti, por estar ahi, al otro lado, si no me lleva un vendaval yo esperaré aquí. Sé muy feliz con los tuyos y contigo misma. Achuchones para ese par de pelirrojos.La de los churumbeles.Pd- Muacsssss, muchos!!!

    ResponderEliminar
  7. Muchísimas gracias por tu generosidad estos cinco años; espero que la vida te trate como mereces de bien y puedas volver a seguir haciéndonos un poco mas felices.
    Gracias, de corazón

    ResponderEliminar
  8. ay que pena Flor de verdad, yo soy de las que esperaba el lunes y a veces leía el post recién subidito.De todas formas enhorabuena por ser como eres, y ojalá no sea un adios, porque seguiré entrando por aquí hasta que te encuentre de nuevo. muchos besos

    ResponderEliminar
  9. Què pena. Y ahora con qué nos reimos?os echaré mucho de menos, ademàs, a lo mejor sin el blog se me quitan las ganas de ser no madre y la liamos

    ResponderEliminar
  10. Vayaaaa, qué penita... Entiendo perfectamente lo que dices, no obstante. Yo últimamente estoy que no me da la vida. En cuanto te toque el Euromillón, aquí estaremos esperándote. Un besote y gracias por haber compartido tus ocurrencias con nosotros.

    ResponderEliminar
  11. Me da mucha pena Flor pero te entiendo completamente. A mi tampoco me da la vida y solo pienso en echar el cierre. En fin. Que te estaremos esperando y que te agradezco tantas y tantas risas.

    Otra madre estresada
    ^^

    ResponderEliminar
  12. Ostras Flor... Q pena... Te descubrí en la cuarentena (q vieja esa palabra) de mi única nena... Me has hecho reír tanto q compartía el enlace con mis amigas porque me parecía digno de descubrir. Mi marido me regaló tu libro de suegras locas en cuanto salió y me he reído también mogollón. Nunca te escribí q yo soy tímida para estas cosas... Y hoy será el primer día q lo haga. Para decirte hasta pronto, te echaré mucho de menos! Y desearte toda la felicidad con tu preciosa familia. Mil besos guapísima desde BCN (con nudito en la garganta incluido)

    ResponderEliminar
  13. Que pena , Flor, te echaré de menos a ti y a tus pelirrojos. Entiendo que lo primero es la familia, pero de vez en cuando, sin obligación, acuérdate de tus fans y cuéntanos algo con tu gracia habitual para echarnos unas risas.
    Cuídate mucho
    Teresa

    ResponderEliminar
  14. Te agradezco infinitamente tus letras, tus palabras, tu deliciosa ironía sobre la maternidad. Nunca supe cómo lo hacías, yo con una sola chiquilla morena y pizpireta tuve suficiente para que no me de la vida ni el bolsillo para tener una vida "normal" (mucho menos depilarme, claro...) Te mando un abrazo y ojalá volvamos a saber de tí, te busco en instagram!!. Un abrazo desde el otro lado del charco!!

    ResponderEliminar
  15. Bueno, es que la vida da para lo da! Gracias por desmitificar la maternidad, que hace mucha falta!

    ResponderEliminar
  16. Flor, te comprendo y os deseo lo mejor para el futuro. Me da mucha pena que cierres el blog pero bastante has dado de ti aquí. Te seguiremos allí por donde andes. Y si escribes otro libro, avísanos!

    ResponderEliminar
  17. Descansa y vuelve con fuerzas! Te estaremos esperando!!!

    ResponderEliminar
  18. Nooooo, no puede ser. Y ahora quién hará más llevaderos mis lunes??? Gracias por mil risas, por dos mil carcajadas y por hacerme ver que no estoy loca con esto de la maternidad. Hasta pronto, hasta siempre. Te esperamos por aquí...

    ResponderEliminar
  19. Ohhh que pena!!! Me encanta como escribes, mi hermana y yo nos hemos partido de risa con tus locuras!!!!...espero leerte muy pronto...un abrazo desde malaga

    ResponderEliminar
  20. Como siempre, un gustazo leerte. Hasta para decir hasta luego tienes arte. Voy a secarme las lágrimas, porque sé que vas a volver. Gracias a tí por estos ratos de risas y carjadas. Gracias por haberlo seguido haciendo, aunque como dices tú, no te daba la vida. Y como esto es devoción y no obligación, vuelve cuando puedas hacerlo otra vez así. Besos y abrazos con todo mi corazón. Mi morena y yo te esperamos.

    ResponderEliminar
  21. Ooohhh!! Gracias por estos años!!

    ResponderEliminar
  22. Gracias por todo, y te aseguro que los lunes no seran lo mismo sin el mundo pelirrojil- Abrazo inmenso desde el otro lado del mundo, Bea

    ResponderEliminar
  23. Gracias por dedicar parte de tu tiempo a hacer más agradable la vida a los demás. Tómate el tiempo que necesites. Para llevar mejor la maternidad un truco infalible: Paciencia y un saco roto para echarla. Saludos, de una fiel lectora, desde Polonia.

    ResponderEliminar
  24. ¡¡Qué pena!! Pero te entiendo, claro, a veces hay que dejar algunas cosas, que no se puede con todo y lo primero es lo primero. Gracias por hacerme reír tanto. Llegué a tu blog un día agobiada, pensándome mala madre y fue el punto de partida para pensar que esto de la maternidad hay que tomárselo con humor o no hay manera.
    Así que siempre, ¡¡gracias a ti!!

    ResponderEliminar
  25. Nooooooo no te vayas Flooooor! Hay miles de blogs, pero que valgan la pena no tantos. Vuelve pronto. :**

    ResponderEliminar
  26. Una lastima con la de risas que me has dado con tus post.Te entiendo perfectamente pero espero que vuelvas pronto o cuando tu pelirroja y pelirrojo te estresen tanto que necesites desahogarte...jajaja

    ResponderEliminar
  27. Muerta estoy .... tu y los pelirrojos erais ya parte de la familia. Te voy ha hechar mucho de menos. Gracias por compartir la bimaternidad con nosotras en clave de humor. Y volver e leerte cuando puedas y te apetezca seria un placer. Asi que ..... gracias .

    ResponderEliminar
  28. Ohhhh, cuanto voy a echar de menos tus peripecias con los pelirrojos, no sabes la cantidad de risas y buenos ratos que me has regalado desde que empecé a leerte! Te entiendo perfectamente, yo ilusa bimadre hice un intento de abrirme un blog para desahogo y salud mental y ahí sigo con el primer post a medias desde hace 4 meses, porque tampoco me da la vida. Espero que encuentres ese tiempo que necesitas para retomar las riendas de tu vida (si eso es posible...) y ojalá vuelvas pronto por aquí, puedes estar segura de que aquí seguirás teniendo una "fan" esperando tu "retorno" :-). Gracias y un abrazo!

    ResponderEliminar
  29. ohhh con lo que me he reído con vosotros esperamos tu vuelta

    ResponderEliminar
  30. GRACIAS. De corazon. Llevo leyenfote desde que empezaste, fuiste el primer blog que segui, solo leo 4, xq tampoco tenia tiempo para nada. Esa frescura, esa gracia con la que escribes...cuanfo supe que publicabas libro se lo dije a mi marido, q yo lo sabia, q eres especial, q te lo merecias.
    A veces en la via hay que tomar decisiones que dan pena, pero lo prioritario son tus hijos, y es verdad q cada vez necesitan mas.
    Eres muy valiente. Y muy generosa.
    Gracias x todas esas risas que tanto me hacian falta para poner en du sitio a la maternidad.
    Que te vaya todo divino. Te lo mereces.

    ResponderEliminar
  31. Ooooooooh! Pero vaya, cómo no te voy a entender! Si a mí siempre me parecía que no tenía tiempo ni de comentar... Cómo me arrepiento ahora. Muchísimas gracias por la alegría que has desprendido todos estos años, un beso enorme!!!
    Ana

    ResponderEliminar
  32. Pues la verdad es q me reía mucho con tus post, por cómo tratabas tu día a día con la pelirroja y después con el hermanísimo con ese humor y me hacía sentirme muy identificada. Pero hay que entender que si a esto le quitamos el.buen humor y se convierte en estresante, deja de tener sentido. El hecho de ser madre es ya muy estresante. Disfruta de este periodo de relax. Un beso enorme.

    ResponderEliminar
  33. NOOOOOOOO!!!!!!!!! Me encanta cómo escribes. Creo que las pocas carcajadas que me he echado en mi vida leyendo han sido gracias a este blog.
    Mil gracias por los buenos momentos. Por mi parte aquí estaré a tu vuelta. Mientras tanto...nos vemos en los bares

    ResponderEliminar
  34. Ains mi Flor. Qué penita. Con esa gracia con la que nos contabas los vaivenes de la maternidad y que tan bien entendíamos. Te empecé a leer cuando la pelirroja contaba con zuz trez añitoz. Puzer pequeña. Recuerdo que en el primer (y segundo!) aniversario del blog publicaste unos agradecimientos personalizados y me volví loca al ver que me incluías. Gracias por compartir con nosotras tantas risas. Echaré de menos a los pequeños salvajes, y más aún a ti. Por aquí me quedo por si vuelves pronto. Mucha suerte!

    ResponderEliminar
  35. Ains mi Flor. Qué penita. Con esa gracia con la que nos contabas los vaivenes de la maternidad y que tan bien entendíamos. Te empecé a leer cuando la pelirroja contaba con zuz trez añitoz. Puzer pequeña. Recuerdo que en el primer (y segundo!) aniversario del blog publicaste unos agradecimientos personalizados y me volví loca al ver que me incluías. Gracias por compartir con nosotras tantas risas. Echaré de menos a los pequeños salvajes, y más aún a ti. Por aquí me quedo por si vuelves pronto. Mucha suerte!

    ResponderEliminar
  36. Lo bueno es que algún lunes volverás! gracias por todas estas risas, un abrazo mu apretao

    ResponderEliminar
  37. Te entiendo perfectamente,Flor. Yo también llevo un blog y estoy en las mismas..No tener tiempo de actualizar nada...Pero sólo decirte que gracias por estos años...Que tu blog nació a la misma vez que mi maternidad y que leerte ha sido saber que no estaba majara y que había más madres como yo. Te deseo toda la suerte del mundo en esta etapa de "relax"...Pero vuelve pronto. Un beso a ti, a los pelirrojos y al pater

    ResponderEliminar
  38. Sin duda, ser bipadre/bimadre trabajador y actualizar un blog es MUY chungo. Te entiendo al 100%.

    ¡Que vaya todo genial y te esperamos cuando vuelvas en 2018! :P

    ResponderEliminar
  39. No recuerdo cómo te descubrí pero sí que tu blog fue el primero que seguí. Aunque no lo creas me ayudaste mucho, a sentir que no era un desastre ni una mala madre. Has sido mi pequeña terapia, cuantas risas a escondidas me he echado en mi anterior trabajo leyéndote.
    Te deseo lo mejor, a tí y a tus pelirrojos. Y al pater, claro.
    No te olvides de actualizar tus redes sociales de vez en cuando.
    Si vuelves anúncialo que por aquí estaremos.
    Un besazo desde Cantabria

    ResponderEliminar
  40. Gracias por estos ańos, Flor.
    Ha sido maravilloso conocerte a ti y al pelirrojismo.
    Sigo pensando que tu blog sería un excelente guión para serie de tv, pero bué.
    Te entiendo perfectamente, a mi tampoco me da tiempo a nada y es que como dice una amiga que "cuando tienes hijos, la vida te lleva".
    Nos veremos por algún lado, eso espero.
    Besos desde Croacia!!

    ResponderEliminar
  41. Mil gracias de verdad, por hacerme reir en alto en la oficina, por tus ocurrencias, por tu forma de escribir....
    Espero que vuelvas, de verdad de la buena, con fuerzas, con tu alegría y sentido del humor... Mientras tanto sé muy feliz, disfruta de tus pelirrojillos y del pater, de la mamma y demás seres queridos, del curro, de tus amigos... y acuerdate un poquito de nosotros, que ya empezamos a malvivir sin tus comentarios...
    Un beso enorme desde Coruña a Málaga

    ResponderEliminar
  42. También me da mucha pena. Aquí estaremos cuando vuelvas. Que te vaya genial. un beso

    ResponderEliminar
  43. Vaya que pena! Pues ojala te ganes el Euromillon y vuelvas a escribir, porque lo que es tener mas tiempo no se... :) que cuando uno piensa que al fin va a poder dormir las siestas, es cuando vienen los nietos!

    ResponderEliminar
  44. Gracias Flor, por tantas risas y por tantas cosas, por ayudarme a desdramatizar y a asumir que no pasa nada por no ser una madre modélica,además de buena profesional,amante esposa, perfecta ama de casa... esa superwoman que nos han vendido que tenemos que ser. Gracias por reírte de las cosas que no te salen tan bien, en lugar de contar y dar consejos sobre las muchas que seguro que haces genial. Mucha suerte con el pelirrojismo y el biliguismo, parece una combinación explosiva ;)

    ResponderEliminar
  45. Gracias, gracias y mil gracias por estos ratitos de los lunes. me he reído muchísimo contigo. te cojo el relevo de los lunes, me conformo con que se rían la mitad que yo me he reído contigo,

    ResponderEliminar
  46. Hasta pronto!!!
    Decirte que me he reído como nunca contigo ( y de ti, que no te voy a engañar!), pues me he sentido tan loca, enloquecida con la maternidad que tu blog evitó que abdicarade ser madre muchas veces.
    Muchas gracias!!!

    ResponderEliminar