lunes, 30 de junio de 2014

La maternidad y otras hazañas



El negocio éste de la crianza es una cosa muy dura y va complicándose a medida que vas sumando niños al libro de familia y vas cumpliendo años, que todo hay que decirlo, que una ya no se agacha sin quedarse anclada en posición Quasimodo ni hay resaca que no le dure menos de tres días.

Pero lo peor de esto de hacerse madre, además de los collares de macarrones y las estrías en las caderas, es que la maternidad todo lo abarca y todo lo inunda y no hay ni un espacio libre en el que refugiarse y poder fingir que una no es madre aunque sea por tres segundos. Ni siquiera el baño, mire usted. Y así con el malvivir, una va perdiendo neuronas y rellenando los espacios que éstas ocupaban por dosis ingentes de estrés del malo, vamos, que una se va volviendo lerda y loca a partes iguales. Un despropósito.

Así tareas sencillas como arreglarse para ir a dar un paseo son auténticas hazañas, que te llevan dos horas de media para finalmente salir por el portal con el pelo como un nido de gaviotas, con los ojos a medio pintar y la cara de loca de psiquiátrico de los 50 y encima no llevas el chupete, te has olvidado la toquilla en el coche y no tienes claro a qué hora le toca el biberón al nene.

Y claro, las no madres que van con su trenza de espiga y sus labios coral te miran como si fueras un bicho raro que te gusta el malvivir, porque todo el mundo sabe que dos niños tan chiquitos no pueden dar tanta guerra como para ir por la vida con los pelos de Amy Winehouse.

Pues mire usted, sí. Que medio verano llevo con zapatillas de loneta porque no tengo tiempo de pintarme las uñas. 'Anda, no te creo, pero si eso son cinco minutos, mujer' y te dan ganas de apalearla con la silla hasta que pierda el conocimiento, pero claro, qué va a entender la chiquilla si para ella que se pasa cuatro horas en la playa tumbada en una hamaca, va a la peluquería cada semana para repasarse, toma café durante dos horas en una terraza y sale de fiesta todos los fines de semana hasta la amanecía, qué son cinco minutos. El tiempo que tú tienes para ducharte, malpeinarte, pintarte como el joker y, con suerte, echarte desodorante. Qué vida perra.

Así que lo mejor es unirse a otras madres agotadas y hacer piña, primero porque ellas que tampoco logran orinar en la intimidad, te entenderán y no sólo irán con tu mismo peinado de 'acaba de asaltarme una manada de hienas salvajes', sino que el día que en lugar de pintarte en cinco minutos mientras placas al nene para que no se suicide cabeza abajo el váter, lo hagas en diez minutos, alabarán tu belleza y cuando logres combinar un conjunto que, además, por un azar del destino, no lleve restos de potito ni de palote, lanzarán un 'ohhh' al viento que te hará sentir estupenda aunque el conjunto sea de 2002 y en realidad te siente como un tiro.

Y si empezáis una conversación fingiendo ser personas normales, antes de poder decir dos frases, una se levanta a mirar al pequeño por si se ha despertado y a decirle al grande que o se toma el colacao o caerán sobre él las siete plagas biblícas y cuando el tema se reanuda, a la otra la llaman de la guardería para decirle que se ha dejado el carro y que el niño ya nunca se come el segundo plato y cuando vuelves a intentar coger el hilo, viene la tuya y te anuncia que se ha hecho pipí encima, señalándote el reguero entre las mesas.

Y al final no te enteras si fue tu amiga la que se acostó con el novio y la pilló el casero o la que se acostó con el casero y la pilló el novio o la que pilló al novio con el casero en plena faena, pero miras sus sus ojeras, sus pelos a lo Mufasa y sus risas de loca y te sientes parte de algo. 

Pues eso mismo me pasa aquí. Y sienta fenomenal .

30 comentarios:

  1. Totalmente. Pero y lo que yo estoy ahorrando en pintauñas, tonicos faciales, cremas primeras arrugas y serum de no usarlos casi nunca y tenerlos en el baño como elementos decorativos o para que la niña juegue a alinearlos o tirarlos al wc mientras me ducho...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es verdad... Y ahora nos lo podemos gastar en Bali!! jajajjau

      Eliminar
  2. Y lo peor es que con el paso del tiempo por fin llega un dia en que si que tienes 5 minutos, o incluso 15 y te propones hacer ALGO en esos minutos. Madre mia, te lo digo desde ahora, no se te ocurra hacer algo que implique pensar porque las neuronas estan dan~adas irreversiblemente. Pintate las un~as y si te quedan 2 minutos mas date otra capa.. o ponte a mirar por la ventana... es mucho mas productivo..

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué pena más grande. Yo era una chica lista!! Ay

      Eliminar
  3. A mi tambien me pasa con mis amigas con hijos. Y tambien en este blog. No sabes lo que se agradece tanta sinceridad. Gracias por arañar tiempo y venirte a contarlo.

    ResponderEliminar
  4. Jaja si estamos todas las madres igual! Y 5 minutos son distintos para las madres que para las nomadres, eso está claro. :)

    ResponderEliminar
  5. Mis amigas no tienen niños, (sólo una que se fue a vivir lejos muy lejos pero por suerte la tengo al alcance de una llamada de Viber)una de ellas como trabaja en una guardería sabe cómo las gastan los diablillos estos y comprende mejor mis exabruptos y los gestos de loca de atar cuando Hugo hace alguna trastada. Ayer me pinté las uñas en el trabajo jajaja, donde sé que no voy a tener que hacer nada especial y no se me van a estropear a los dos minutos

    ResponderEliminar
  6. jajajaajaja Pensaba que yo era la única que hacía estas cosas en el trabajo...yo me he llegado a depilar las piernas en el trabajo! chica que no encuentro el momento, y una que es mamá pero tambien es mujer y no mola ir como cheeta por la vida.

    ResponderEliminar
  7. Si te sirve de consuelo, las que no somos madres a veces tampoco encontramos el momento para adecentarnos un poco. Besotes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que necesitamos huir a un país tropical! ya!

      Eliminar
  8. Hola Flor!! Tanta verdad junta y en lunes....que me has tirado por el desagüe la semana jajaja si yo ya me creía normal y lo qe no era normal era lo tener 5 minutos jajaj.Lo que yo daría por esos minutitos sin interferencias tipo - mamá!!!!cuando acabas de escaparte al baño... y te cortan toda la marcha, vamos, que ya si eso vuelvo luego a intentarlo....En fin, es lo que tiene esto y que alivio poder soltarlo sin sentirme culpable jajaj, que ayer me descubri a mi misma pensando en los viajes del inserso, playita relax y ohhh pero luego abri los ojos y me dije disfruta el momento , que no tener 5 minutos también es la leche, aprovechalo!!!! La de los churmbeles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajjajaja, yo me quiero ir a Benidorm a bailar con los abuelitos!! jajajja

      Eliminar
  9. Yo he llegado a depilarme entrecejo en el coche mientras estoy esperando a la salida del cole de la nena jajajaja Era el momento ideal que en casa no me iba dar tiempo y en el trabajo como que no.

    MAITANE

    ResponderEliminar
  10. aaaH veo fotos de mi época de no-madre y recurdo mis uñas pintadas, cejas depiladas, corte de pelo decente, melena decente!! y ahora con los tres pelos que me quedaron y la raíz de canas... pintar uñas ? ni pensarlo, cejas depiladas? ¿acaso no se llevan ahora más asalvajadas? ufff Gracias por alegrarnos la semana Flor!! un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es que el mal de muchos consuela!! jajajjaja XXX

      Eliminar
  11. Jode yo quiero una "macroquedada de mujeres locas y medio lelas por culpa de la maternidad" a la voz de ya.
    Llevo desde jace dos semanas para pintarme las uñas de los pies (si, solo dos que en el País Vasco el calor llega muy tarde...) y una semana que he tardado para quitarme los pelos de las cejas. Que te puedes imaginar las pintas... y llevo seis meses para teñirme, 9 para ponerme a dieta (porque todo lo que engorda me resulta ansiolítico? ) y cuatro para leer un libro... jode. Que perra vida. Y lo del diálogo de besugos con otras madres....ya llega un momento que cuando estáis a solas se te hace como raro y todo...yo incluso no consigo enlazar mas de tres frases con sentido (que no sea para quejarme de mi mala vida, porque la verdad me estoy convirtiendo en una amargada....!).
    Lo dicho. Quedada de Malvividoras Maternales YA!

    ResponderEliminar
  12. Ay Flor!! Y cuándo te dicen eso de "uy, y esa mala cara?" De dormir seguido no te jo**!! Y ellas con un poquito de corrector van divinas, y yo ni corrector, ni ampolla flash ni gotelé del gordo me harían desaparecer este careto de muerta en vida que gasto últimamente.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me dan ganas de apalearlas. Con sus horas de sueño también estaríamos fantásticas. Perras.

      Eliminar
  13. Yo miro mi cajita con mis botecitos de lacas de uñas de muunchos colores y me digo: en que momento de gilipollez profunda te dió por pensar no sólo en pintarte las uñas..sino en que podrías llevarlas de un color diferente cada 2 días???? Y pienso en dejárselas a los tres fieras para que hagan manualidades......
    O en esnifarlas, según tenga el día....

    ResponderEliminar
  14. Imaginate Flor que llevo desde el lunes intentando contestar tu post jaja. El año pasado me tiré todo el verano con el mismo color de uñas en los pies que iba retocando según se iba desconchando, total, nadie me las iba a ver de cerca jaja. Que sepas que siempre leo tu post pero me cuesta encontrar los 5 minutos de rigor para comentar coherentemente ;) pero sigo en las sombras.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias amore!! Si soy yo, que quiero contestaros y he de hacerlo con el pelirrojismo dándole leñazos al teclado... Qué vida perra! jajajjaja

      Eliminar
  15. Me he reido tanto!! Aaiiiixxx...Que eso no nos lo explico nadie!! Pues si, confieso, yo tambien me he pintado las uñas en el trabajo y hasta las de los pies!! Benditas sandalias!! Eso si, el tapa ojeras hace años que no lo utilizo, es tirar el dinero!!

    ResponderEliminar
  16. Bueno, por eso creo que con un hijo es suficiente, yo no tendría más de uno, ya bastante me costó recuperar la figura después del parto, haciendo varias dieta-post-parto, bueno, en realidad el error fue mío por haber aumentado tanto durante el embarazo!

    ResponderEliminar